Cuando el calor agobia

Cuando el calor arrecia, no hay nada mejor que un chapuzón en agua fría; y de eso Panamá tiene bastante.   Primero debe estar claro que en Panamá, por su clima tropical húmedo, se manejan dos épocas: lluviosa y seca;  y durante la seca el calor puede ser muy intenso. Este periodo comienza a entrar en diciembre, y puede estar acabando en abril, para dar paso a las lluvias que son bastante copiosas. 

Durante, el “verano” la temperatura puede llegar a los 38 grados centígrados, la que puede sentirse un poco más debido a su alto porcentaje de humedad durante todo el año.  A mi cuando me preguntan, siempre digo que el clima de Pánamá es “tropical humedísimo” porque de verdad que el calor sumado a la humedad puede ser sofocante sino se está acostumbrado.

Pero no se estrese, porque eso tiene solución.   A una hora y 30 minutos de la ciudad capital, encontramos Los Cajones de Chame.   En el corregimiento de Bejuco, distrito de Chame,  si va en auto desde la ciudad debe llegar por la carretera Panamericana.   En Bejuco se desvía y tomar la carretera Bejuco – Sorá, que está a la derecha.   A unos 15 kilómetros, a mano derecha está la entrada.

Es un paraíso tropical, donde puede pasarla espectacular con su familia o amigos.  Allí está el río que se abre paso en medio de una formación rocosa, con una profundidad de unos 7 metros.  Las aguas son bastante tranquilas, en el recorrido puede encontrar pozitos para nadar, y si ha llovido habrá una que otra cascadita.

Si es muy importante que no deje basura en el lugar, ni que escuche música con volumen alto.   Es un lugar para disfrutar del silencio, la naturaleza, y buena compañía.  Aproveche y medite, es genial para ello.  Y lo que le garantizamos es agua fría, tan fría que le hará olvidar el calor por completo.

Que lo disfrute!!!