Fincas serán evaluadas para calificar en el Agro Turismo

Unas 40 fincas se preparan para cumplir con todos los requisitos que le permitan ingresar al mundo del Agro Turismo.  La Autoridad de Turismo de Panamá (ATP), en conjunto con el Ministerio de Desarrollo Agropecuario (MIDA), son las instituciones encargadas de hacer cumplir la ley que regula esta modalidad turística.

Existe un convenio entre la ATP y el MIDA donde han quedado establecidas las Buenas Prácticas y Acreditación de Fincas Agro Turísticas a nivel nacional.  Para que cada quien cumpla con las tareas asignadas se ha desarrollado un flujograma que distribuye la gestión entre MIDA y ATP para el del Programa de Agroturismo.

Fincas Agro Turísticas _resized_20171004_085544016Lo primero es pasar un proceso de evaluación que inicia con una inspección en campo junto con personal técnico del MIDA y la ATP para hacer un diagnóstico.  Luego se reúnen con el propietario de la finca para llenar un formulario, el cual contiene información básica de la finca.

Las fincas deben contar con dos principales requisitos:  una actividad agropecuaria establecida y actividades turísticas.  El componente agro lo valida personal técnico del MIDA y el componente turístico el personal de Planificación de la ATP.  Luego, se envía un informe final a la Dirección de Inversiones Turísticas de la ATP para el correspondiente registro como empresa turística y acreditación en prácticas agropecuarias.

Roberto Alvarado, colaborador de la Dirección de Planificación, explicó que la entidad valida a través un sistema práctico que usa los colores del semáforo como termómetro de medición.  El color verde indica que será acreditada, ya que cumple con el mínimo de requerimientos que pide el MIDA y la ATP; el amarillo que debe subsanar algún punto y se le brinda orientación para que alcance el verde; y el rojo indica que no cumple, es decir, está por debajo del porcentaje en la evaluación.

“Como Autoridad de Turismo exigimos que cuenten con actividades turísticas organizadas, tales como senderismo, avistamiento de aves, cosechas, molienda, ordeño, canopy, cabalgatas, rappeling, entre otras” indicó Alvarado.

Para calificar en color verde, se les exige contar con área de recepción con personal permanente en atención al visitante, accesibilidad, agua potable o para consumo humano, baños sanitarios e identificación del nombre de la empresa.

Si ofrecen hospedaje deben cumplir con los requisitos de Empresas Turísticas de la ATP y para otros servicios también deben cumplir con los requisitos de cada entidad correspondiente, por ejemplo con AMP, en zarpe, salvavidas y certificación de transporte acuático.

El formulario vale 100 puntos, con 71 puntos una finca clasifica para la acreditación.  El informe pasa a Registro Nacional de Empresas Turísticas para que las fincas queden formalmente registradas en el sistema.

Gina Valderrama, directora de Inversiones Turísticas de la ATP, indicó que en la medida que haya un registro de las fincas se puede destinar presupuesto para promocionarlas, tanto local como internacionalmente.

Próximamente, la ATP y el MIDA realizarán otras giras de inspección de fincas en las provincias de Panamá Oeste, Coclé y Chiriquí, para que sean acreditadas a finales de año.  En el 2018, la ATP también llevará a cabo un programa intenso de giras de evaluación.

“La entidad aspira a que muchos finqueros que se dedican a alguna actividad pecuaria conozcan que el turismo rural y el agroturismo son dos actividades en crecimiento que les brindarán muchas oportunidades de desarrollo.  Las actividades turísticas son otra forma de entrada y hacer rentable lo que hacen normalmente los productores”, aseguró Valderrama.

El proceso de evaluación comienza con la solicitud de los propietarios de la finca para evaluación y orientación hasta su final acreditación.  Durante todo el proceso, personal técnico del MIDA y la ATP acompañan al propietario.

Los propietarios de fincas dedicadas a la actividad turística pueden escribir al correo agroturismo@atp.gob.pa o accesar al sitio web: www.atp.gob.pa en la sección Programas y Proyectos, encontraran los requisitos y formularios que deberán llenar y entregar en nuestras oficinas a nivel nacional.

Agroturismo en la Ley 80

La funcionaria explicó que con la Ley 80 por primera vez se menciona el término Agroturismo.  Esto debido a que en la Ley 74 de hospedaje público de las 11 modalidades contempladas, no existe la de “finca agro turística”.  Con el primer convenio en 2012, según dijo, cuando la persona acudía a registrarse no había forma porque no existía la modalidad como tal.

“No se cambió la ley, lo que se hizo fue adecuar la Ley a lo que se tenía, por ejemplo, una finca que ofrece hospedaje u otra que solo ofrece actividad para pasar el día, se podía registrar como “otros servicios turísticos”.  Si ofrece hospedaje, se autorizaba dependiendo si era camping, hostal u hotel, pero con actividad agro turística”, aclaró